viernes, 11 de diciembre de 2015

Santiago 1:21




Por lo cual, desechando toda inmundicia y abundancia de malicia, recibid con mansedumbre la palabra implantada, la cual puede salvar vuestras almas.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario